Cómo diseñar un baño para niños

Si en tu casa cuentas con varios cuartos de baño, puedes reservar uno para el uso exclusivo de los más pequeños de la casa. Lavabos e inodoros que estén a su altura, decoración divertida y elementos que garanticen su seguridad en todo momento, crear un espacio propio con piezas hechas a medida.
También puede que sólo dispongas de un aseo, pero no te preocupes porque existen infinidad de accesorios que harán que sea más accesible para los más pequeños. Por ejemplo, un alzador los ayudará a acceder al lavabo más fácilmente, ya no tendrán que ponerse de puntillas ni pedir que los cojas en brazos.
Seguridad
Los elementos esenciales a la hora de preparar un baño para niños son la seguridad y la accesibilidad, es fundamental garantizar estos dos principios. Por eso es importante colocar vinilos o pegatinas en las bañeras para evitar resbalones.
También, es importante incluir barras de apoyo, para que tengan un lugar donde agarrarse, y alzadores antideslizantes y resistentes.

Textil
A continuación, nos preocuparemos por el aspecto, por la decoración y por crear un espacio propio que les garantice autonomía.
Puedes incluir unas cortinas de baño, unas toallas o alfombrillas con imágenes de sus personajes favoritos.

Organización
Mantener el orden es una lección básica, con la ayuda de los organizadores podrás establecer el sitio concreto de algunos elementos, además, el baño estará siempre recogido.

Accesorios
Para que los niños estén a gusto es conveniente diseñar un baño ocurrente y con mucho color.
Los accesorios deben ser vistosos, originales y divertidos. Es mejor que sean de plástico para evitar que se rompan.
Se pueden añadir espejos adhesivos para decorar, patitos de goma, un portacepillo de dientes con algún animal, esponjas con formas y mil cosas más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.